Clases particulares Idiomas Música Apoyo escolar Deporte Arte y ocio
Compartir

Las bases de la regularización académica

Publicado por Andrea, el 27/12/2018 Blog > Clases particulares > Apoyo escolar > ¿Cómo relacionarte con el maestro de apoyo escolar?

¿Qué es el apoyo escolar? El apoyo escolar o regularización, no es un asunto sencillo. El profesor no hace bien su trabajo si lo hace mecánicamente. No, para proporcionar clases de apoyo a domicilio hay que implicarse de verdad.

Y no solo el profesor; hablamos de un trabajo en equipo entre el profesor, los padres y el alumno. Cada uno confía en el otro por diferentes razones, pero el objetivo final sigue siendo el mismo: sacar mejores calificaciones, aprobar un examen, no reprobar…

Vamos a analizar juntos esta relación mucho más compleja de lo que parece.

El uso del apoyo escolar cada vez más común entre los papás

Sobre todo, una relación de confianza

Año tras año, las clases particulares y el apoyo escolar son más comunesDe hecho, en Superprof, hemos sido testigos de este fenómeno.

Clases de regularizacion Es muy importante que los niños no vean el apoyo a domicilio como un castigo

Las plataformas en línea de clases particulares como la nuestra están aumentando. Profesores, profesionales y autodidactas están apareciendo por todas partes. Y, por tanto, también aumentan las horas impartidas de clases particulares.

Los padres ya no dudan en confiar en un profesor y abrir las puertas de su casa para ayudar a su hijo. Porque de hecho se establece una relación de confianza entre las tres partes: el profesor, los padres y el alumno.  Cada uno debe hacer su parte del trabajo para que el alumno alcance sus objetivos (en primaria, secundaria, preparatoria o universidad).

¿Una cuestión de tiempo o de conocimientos?

Pero ¿cómo podemos explicar el hecho de que cada vez se recurra más a las clases particulares a domicilioSobre todo se debe a que la sociedad y estilo de vida de los padres han cambiado.

De hecho, hace unos pocos años o décadas, el apoyo escolar lo impartían principalmente los padres. Ellos ayudaban a sus hijos a hacer la tarea, a estudiar para los exámenes o a aprender los temas. Era una escena muy típica que todavía se da hoy en día, pero cada vez menos. ¿Por qué?

En primer lugar, debemos señalar que la sociedad ha cambiado en las últimas décadas, sobre todo en lo que respecta a las madres. Ellas trabajan hoy en día mucho más que las de las generaciones anteriores y ocupan puestos de responsabilidad, por lo que a menudo no tienen tiempo para proporcionarles un apoyo escolar y ayudarles con la tarea.

Esto no solo ocurre con las madres, sino que ambos padres han dejado atrás este papel de profesor. Gracias a los estudios superiores, alcanzan puestos de responsabilidad que les exigen pasar cada vez más tiempo fuera de casa durante el día. Por lo tanto, no tienen tiempo para ayudar a sus hijos con la tarea.

Por consiguiente, no es un problema de no tener conocimientos en Matemáticas, en Geografía e Historia, en Física y Química o en lenguas extranjeras, sino de la falta de tiempo para ayudar a sus hijos ellos mismos.

Apoyo escolar a domicilio: ¿qué beneficios podemos esperar?

¿Por qué debo recurrir al apoyo escolar, a la ayuda con las tareas o a un acompañamiento escolar? ¿Es útil cuando mi hijo ya va a la escuela? ¿Cuáles son las ventajas del apoyo escolar?

No es que el plan de estudios del sistema educativo sea malo. Simplemente hay que reconocer las ventajas tan obvias del apoyo escolar. Digamos que con las clases de apoyo a domicilio y cara a cara, el alumno se siente más estimulado, con ejercicios interactivos que despiertan su curiosidad y las ganas de debatir con su profesor. Cosas que no siempre suceden en clase.

Además, mientras que el profesor no puede detenerse en las dificultades de un alumno en concreto porque tiene que seguir con el programa, el profesor particular sí puede. Es una de las ventajas del apoyo escolar: el profesor particular se interesa por las dificultades del alumno hasta que las resuelve.

Clases de regularizacion Aprender es divertido

La ventaja del apoyo escolar es proporcionar un método de aprendizaje más libre que en la escuela, y más relajado, por qué no. Por último, con las clases de apoyo a domicilio se puede ir más allá del plan de estudios, con dos objetivos: ¡el éxito académico y la universidad!

Todo esto lo saben los padres. El profesor particular también. El alumno puede que aún no… Vamos a analizar esta relación triple.

Clases de apoyo escolar: ¡desciframos el tríptico padre-alumno-profesor!

Sin la relación de confianza por parte las tres partes (padres, alumno y profesor), no se puede alcanzar el objetivo del apoyo escolar, independientemente del servicio solicitado por los padres:

  • Ayuda con la tarea,
  • Clases de apoyo,
  • Luchar contra el fracaso escolar,
  • Regularización,
  • Entrar en una buena universidad
  • Prepararse para los exámenes
  • Seguimiento a largo plazo,
  • Trabajar durante las vacaciones

Para ayudarte a ver con más claridad el objetivo que quieres que tu hijo alcance, Superprof te propone que consideres la flexibilidad de las clases particulares a domicilio. Vamos a ver lo que aporta esta relación de tres partes.

La relación padre-alumno

Al igual que todos los padres del mundo (o casi), te preocupas de forma natural por la educación de tu hijo, un sentimiento aún más fuerte si se encuentra en riesgo de reprobar.

En esos momentos, es cierto que uno no siempre sabe qué hacer. Es una situación que no solo se resuelve con ánimos o con castigos. El niño a veces debe hacer frente a las barreras psicológicas que causan las clases de Matemáticas, de Física y Química y otras materias.

Clases de regularizacion Las clases de apoyo escolar tienen muchos beneficios

Pero los padres no recurren al apoyo escolar solo para alumnos con problemas, sino que a veces lo hacen para conseguir objetivos más ambiciosos, como sacar cuadro de honor o conseguir un buen promedio para entrar en la universidad.

En general, en el 99% de los casos, son de hecho los padres los que deciden solicitar los servicios de un profesor particular. No es idea nunca del niño o del adolescente. En esta relación «escolar-parental» que tienes con él, debes anunciarle que va a recibir clases particulares como algo positivo y asegurarte de que no lo vea como un castigo.

A su vez, tu hijo debe ser consciente de que las clases cuestan dinero y que suponen un sacrificio económico para algunos padres, por lo que el niño debe tomarse en serio las clases con su profesor particular. Así, la inversión compensará.

La relación entre los padres y el profesor

De nuevo, es interesante hablar de confianza. ¡Y qué confianza! Para que tu hijo se ponga al día, luche contra el fracaso escolar cada vez más preocupante o entre en una buena universidad, has decidido confiar en un profesor particular. No es cualquier cosa.

De hecho, este profesor con el que hables por Internet o por teléfono, irá (en la mayoría de los casos) a tu casa para impartir sus clases. La confianza que depositas en él es total. Por lo tanto, tienes que asegurarte de elegir al profesor adecuado para tu hijo.

Haz todas las preguntas que quieras a todos los profesores que te encuentres. Es muy importante saber si es la persona adecuada, si tiene la capacidad de proporcionarle un apoyo escolar personalizado a tu hijo.

El profesor debe ser digno de confianza, un profesional con experiencia en esta actividad tan especial que es el apoyo escolar. Por otra parte, el objetivo de sus clases no debe ser terminar con las lecciones lo más rápido posible, sino más bien lograr resultados concretos: subir las calificaciones del alumno.

La relación entre el profesor y el alumno

La relación entre el profesor y el alumno es la piedra angular de esta empresa a la que se han lanzado las tres partes. Si no funciona tanto en el plano académico como en el personal, el apoyo escolar no será eficaz. Por el contrario, si se establece una relación de proximidad entre los dos y se entienden perfectamente, los resultados pueden superar las expectativas.

Pero el profesor primero debe adaptarse al alumno: aprender a hablar con él; saber cuáles son sus necesidades y no perder tiempo. Además, si el alumno presenta bloqueos psicológicos en alguna materia, el profesor tiene la difícil tarea de identificarlos y resolverlos.

En estos casos, el trabajo de profesor particular a domicilio se vuelve más psicológico que teórico. La enseñanza a veces provoca bloqueos a los alumnos, que no desaparecen en un instante, sino con tacto y un poco de sutileza.

Compartir

A los lectores les gusta este artículo
¿El artículo tiene toda la información que buscabas?

Aucune information ? Sérieusement ?Ok, nous tacherons de faire mieux pour le prochainLa moyenne, ouf ! Pas mieux ?Merci. Posez vos questions dans les commentaires.Un plaisir de vous aider ! :) (Aucun vote pour le moment)
Loading...

Leave a Reply

avatar