Conocido es que los impuestos son ese dinero que los ciudadanos estamos obligados a pagar al gobierno (sí, a los tres niveles: Federal, Estatal y municipal) como una forma de que éste mantenga todas las cuestiones pública en orden (desde sus propios organismos hasta la infraestructura de las ciudades).

Y en general, somos todos los ciudadanos quienes pagamos impuestos, ya sea de forma directa o indirecta, puesto que un niño que compra un dulce está pagando impuestos (precisamente el IVA), pero si hablamos de las Declaraciones de Impuestos, es otro el caso.

Básicamente, quienes deben pagar impuestos en México son todos los ciudadanos que estén registrados en la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP). Esto está implementado en las obligaciones y derechos del Código Fiscal de la Federación.

“El gobierno que con una mano exige aumento de impuestos debe con la otra procurar el aumento de la riqueza.” -Cecilio del Valle

Igualmente, el artículo 31 de la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos menciona en su último párrafo que una de las obligaciones de los mexicanos es: “contribuir para los gastos públicos, así de la Federación, como de los Estados, de la Ciudad de México y del Municipio en que residan, de la manera proporcional y equitativa que dispongan las leyes”.

Pese a estar registrado en el SHCP, no es este el organismo que se encarga de la recaudación de impuestos, sino la Secretaría de Administración Tributaria (SAT), entidad donde existen dos tipos de contribuyentes.

Es importante conocer qué tipo de contribuyente eres para saber cómo pagar tus impuestos en México. Estos son dos:

  • Personas morales. Son la unión de una o más personas con un fin determinado como fundar una Asociación o una empresa. Además, las distingue una razón social, o sea, el nombre con el que se constituye de forma legal una empresa.
  • Personas Físicas. Para el SAT una persona física es la que realiza actividades que le generan ingresos a partir de una actividad. Como ser empleado, comerciante o prestar servicios profesionales.

También es importante tomar en cuenta los tipos de impuestos que existen en México para no fallar en los impuestos a pagar. Aunque no te espantes, si bien es un proceso importante y obligatorio, siempre puedes acudir a la asesoría de un Contable o bien, de las apps para pagar los impuestos.

Impuestos México
Hoy en día puedes pagar los impuestos con unos cuantos clics.
Los mejores profesores de Contabilidad disponibles hoy
Jorge alberto
5
5 (40 opiniones)
Jorge alberto
$400
/hr.
Gift icon
¡1a clase gratis!
Cesar
4.9
4.9 (24 opiniones)
Cesar
$250
/hr.
Gift icon
¡1a clase gratis!
Erik
5
5 (39 opiniones)
Erik
$400
/hr.
Gift icon
¡1a clase gratis!
Alexis
5
5 (15 opiniones)
Alexis
$150
/hr.
Gift icon
¡1a clase gratis!
Francisco
4.9
4.9 (12 opiniones)
Francisco
$150
/hr.
Gift icon
¡1a clase gratis!
Teresa de la cruz
4.9
4.9 (8 opiniones)
Teresa de la cruz
$180
/hr.
Gift icon
¡1a clase gratis!
Melissa
5
5 (11 opiniones)
Melissa
$160
/hr.
Gift icon
¡1a clase gratis!
Cuauhtemoc
5
5 (21 opiniones)
Cuauhtemoc
$250
/hr.
Gift icon
¡1a clase gratis!
Jorge alberto
5
5 (40 opiniones)
Jorge alberto
$400
/hr.
Gift icon
¡1a clase gratis!
Cesar
4.9
4.9 (24 opiniones)
Cesar
$250
/hr.
Gift icon
¡1a clase gratis!
Erik
5
5 (39 opiniones)
Erik
$400
/hr.
Gift icon
¡1a clase gratis!
Alexis
5
5 (15 opiniones)
Alexis
$150
/hr.
Gift icon
¡1a clase gratis!
Francisco
4.9
4.9 (12 opiniones)
Francisco
$150
/hr.
Gift icon
¡1a clase gratis!
Teresa de la cruz
4.9
4.9 (8 opiniones)
Teresa de la cruz
$180
/hr.
Gift icon
¡1a clase gratis!
Melissa
5
5 (11 opiniones)
Melissa
$160
/hr.
Gift icon
¡1a clase gratis!
Cuauhtemoc
5
5 (21 opiniones)
Cuauhtemoc
$250
/hr.
Gift icon
¡1a clase gratis!
¡Vamosa buscar!

¿Debo pagar impuestos por recibir honorarios?

Básicamente, toda persona que recibe un monto económico debe pagar impuestos. A modo oficial y legal, este dinero se puede recibir por distintas actividades:

  • Servicios profesionales
  • Rentar inmuebles
  • Realizar actividades empresariales
  • Enajenar, adquirir o percibir bienes
  • Realizar inversiones
  • Recibir salarios.

Así, casi toda actividad que involucre una transacción de dinero tiene impuestos, de hecho, estos conforman uno de los principales ingresos que obtiene el país para cubrir los costos de los servicios públicos.

“Las obras públicas no se construyen con el poder milagroso de una varita mágica" -Von Mises

De acuerdo a la ley, los mexicanos debemos pagar impuestos para permitir que el Estado recaude dinero para luego destinarlo al  Gasto Público en rubros como:

  • Educación
  • Salud
  • Seguridad
  • Justicia, entre otros
Impuestos
Los impuestos ayudan a mantener las ciudades con buena infraestructura.

¿Qué es ser Persona Física?

Al inicio se explicaba que para el SAT una persona física es la que realiza actividades que le generan ingresos a partir de una actividad, por ejemplo:

  • ser empleado
  • ser comerciante
  • prestar servicios profesionales

En México, las personas físicas, sobre todo los asalariados, son los que pagan más impuestos. El Instituto Mexicano de Contadores Públicos lanzó un estudio en donde se explica que si bien en general los contribuyentes pagan una tasa de 30% por el ISR, los asalariados tienen deducciones más limitadas y, por ende, pagan más impuestos.

“La inflación es un impuesto sin legislación.” -Friedman

Conoce las características principales de una persona física para saber si eres una de éstas y debes o no pagar tus impuestos con este trámite:

  • Registrado ante la SHP con su nombre y datos.
  • Estado civil cualquiera (soltero o matrimonio)
  • Ser mayor de edad
  • Mexicano o con doble nacionalidad.
Hacienda
Calcular los impuestos es más sencillo cuando conoces qué tipo de contribuyente eres.

¿Pertenezco a un régimen fiscal?

Las personas físicas que pagan impuestos se dividen con base al régimen fiscal, lo cual es el conjunto de leyes y normas que rigen la situación tributaria de personas físicas (también de las morales) cuando se registran en el SAT.

Según el régimen fiscal, será los derechos y obligaciones que el ciudadano deba cumplir (y pagar). Algunos de los regímenes fiscales existentes son:

  • Incorporación Fiscal (RIF). Para quienes hacen actividades empresariales, venden bienes o presten servicios sin título profesional (y sus ingresos no deben superar los dos millones de pesos). Ejemplos: empleados de salones de belleza, talleres mecánicos, tintorerías, fruterías, papelerías, etc.
  • Actividades empresariales. Es para quienes realizan actividades puramente comerciales, industriales, agrícolas, ganaderas, de pesca, autotransporte, etc.
  • Arrendamiento de inmuebles. Cualquiera que obtenga ingresos por rentar o subarrendar cualquier tipo de bien inmueble, ya sea casa, departamento, terreno, local, bodega, etc.
  • Servicios profesionales. Aquí entran los Freelancers o quienes ganan por honorarios.
  • Asalariados. Son todos aquellos empleados que reciben su salario y prestaciones de un patrón. Toma en cuenta que estos deben presentar su Declaración anual si cuentan con ingresos superiores de 400 mil pesos en el ejercicio fiscal.
Trabajador
Aunque seas freelancer, también debes pagar impuestos.

¿Qué pasa si no pagas tus impuestos?

No es fácil pasar desapercibido cuando se recibe dinero y no se declara ante el SAT, órgano que se encarga de aplicar la legislación fiscal (también la aduanera), es decir, vigila que cada ciudadano económicamente activa contribuya con su parte en el gasto público.

Si buscas no pagar impuestos, ¡ten mucho cuidado! Es muy probable que el SAT te detecte, incluso si son movimientos económicos de montos pequeños. Sea cual sea la declaración que no deseas realizar, puede hacerte acreedor a:

  • Recargos. Además de pagar los impuestos como cualquier ciudadano, te aumentará el 1.13% si quisiste pasarte de listo y no pagar.
  • Multas. Las multas impuestas por el SAT van desde los mil 100 pesos hasta más de 20 mil pesos. ¡Cuidado! Evitar pagar impuestos sale más caro que simplemente pagarlos.
  • Embargos precuatorios. Un embargo es cuando se llevan tus cosas a modo de pago, pueden quitarte desde terrenos, casas hasta joyas, muebles y ¡derechos de autor!
  • Cárcel. Esto suele ser para aquellas personas que reciben millones y deciden evadir impuestos. Es decir, es para casos con gente con gran poder adquisitivo. Seguramente conocerás los casos de más de un famoso visto en líos por no pagar sus impuestos, como Shakira en España.

Todo ciudadano mayor de edad que tenga ingresos de algún tipo debe pagar sus impuestos en México puntualmente. Esto representa un beneficio para la comunidad con el que debes cumplir. El país se construye entre sus propios habitantes. Cabe destacar que las sanciones por evadir los impuestos son muy estrictas y el SAT cumple con las exigencias de la ley.

Si no sabes cómo pagar tus impuestos pero realmente quieres aprenderlo para no tener que depender cada año de un contador o de pagar una aplicación, ¡aprende todo sobre impuestos con un profe particular!

Aprender
Un profe experto en Impuestos podrá enseñarte todo sobre la declaración de impuestos.

Un profe particular de contabilidad te enseñará justo lo necesario que requieres para sr un ciudadano que cumple con sus obligaciones fiscales sin estrés ni problemas. Encuentra a tu maestro ideal con Superprof, la plataforma que te conecta con los docentes más experimentados dispuestos a quitarte el dolor de cabeza de pagar impuestos.

Pacta el número de clases necesarias para aprender sobre el pago de impuestos para que en el futuro puedas hacerlo tu solito como todo un experto. Sólo tienes que registrarte con unos sencillos pasos en Superprof y ¡listo! Tendrás acceso a los contables dispuestos a traspasarte sus conocimientos sobre los impuestos.

Lo mejor de un profe particular es que aprenderás eso que deseas, no tienes que estudiar toda una carrera o un largo curso cuando lo único que deseas es pagar puntualmente y correctamente tus impuestos. Es por esto que un profe particular será tu mejor opción para no cometer errores y para saber todos los consejos de este trámite obligatorio.

Trabajar
Con clases particulares, podrás hacer tu declaración de impuestos tu solito sin estrés ni errores.

Las clases de contabilidad con Superprof tienen un precio promedio de 200 pesos, aunque puedes encontrar profes que impartan clases más baratas o más caras. Y lo mejor es que la primera clase es GRATIS.

También puedes elegir la modalidad, si prefieres clases presenciales, en línea o en tu domicilio. ¡Tú eliges! Con Superprof podrás pagar los impuestos sin estrés y sin errores. ¡Anímate a contratar un profe Superprof!

 

>

La plataforma que conecta profesores particulares con alumnos

1ª clase gratis

¿Te gustó este artículo? ¡Califícalo!

5.00 (1 califícalo(s))
Cargando…

Ruth

Estructuralista de vocación viajera. Amante de las palabras y adicta a la sintaxis.