Clases particulares Idiomas Música Apoyo escolar Deporte Arte y ocio
Compartir

Cómo tener la tesitura de un tenor

Blog > Música > Canto > Trabajar tu Voz para Ser Tenor

«Una voz de tenor es como el sonido de una trompeta amortiguada por la seda». Alec Guinness

Aprender a cantar en casa es un buen comienzo: ahora, ¡hay que hacerse con tu fisiología vocal!

En un teclado de piano, cuanto más a la izquierda está una nota, más grave es; por el contrario, cuanto más a la derecha, más aguda. La voz humana puede reproducir notas musicales: es el principio mismo del arte del canto.

Handel, Mozart, Gounod, Wagner, Donizetti, Purcell… son grandes compositores que involucran a los cantantes en el arte del canto. Sin embargo, no todo el mundo tiene una hermosa voz para interpretar una ópera cómica o un canto lírico.

Aunque todo el mundo puede cantar tanto un do como un re o un mi o un fa, sin olvidar el sol, el la y el si, no todo el mundo puede reproducir, sin embargo, todas las octavas que existen en muchos instrumentos musicales dada su amplia extensión.

Es por esta razón que las voces se clasifican por registro o tesitura, dependiendo del carácter más o menos agudo o grave de las octavas que abarca la voz.

En este sentido, la palabra tenor hace referencia a los varones. Es la voz de hombre más aguda de la música vocal clásica, a excepción del barroco que contaba con los antiguos castrati.

Características del tenor El rango de voz de tenor es uno de los tipos de voces masculinas más altas.

Entre las voces de las mujeres, hablamos de soprano o mezzosoprano como la contraparte femenina del tenor en los hombres.

Intensidad, tono, timbre y ritmo son las cuatro estaciones (¡oh, Vivaldi!) de toda voz.

Vamos a ver más detalladamente lo que es un tenor, cómo saber si estás en esa tesitura y las mejores maneras de ejercitar la voz para progresar sin ponerla en peligro.

Si vives en Cataluña y deseas tomar clases de canto Barcelona, encontrarás muchos profesores disponibles sobre nuestra plataforma.

¿Qué es un cantante tenor?

Desde un punto de vista estrictamente sonoro, el tenor es una voz operística que se encuentra entre el bajo y el contralto, pero está en lo alto de la pirámide masculina «normal».

En efecto, el tenor sigue siendo sobre todo una voz de pecho, especialmente gracias a la música romántica y las óperas del siglo XIX, mientras que los contratenores (más agudos) pertenecen al campo del falsete. En el canto lírico, la mayoría de las melodías de hombre son tenores, como con Giuseppe Verdi (Rigoletto es un modelo por excelencia).

Aprovechando los dones naturales, la orientación técnica hacia una voz de tenor, si no hay contraindicación, se puede hacer en la adolescencia y la juventud, siempre que se tenga oído musical.

Tipos de tenores Existe un considerable solapamiento entre las distintas categorías de tipo de voz. Algunos tenores empiezan con voces líricas, pero se transforman con el tiempo en spinto o incluso en tenores dramáticos.

De hecho, es más fácil pasar del agudo al grave, del falsete a la voz de pecho. Entonces podemos hablar de verdadero «cambio de voz».

Notas para saber si eres tenor Si tienes problemas para cantar sin desafinar estas notas, es más probable que seas bajo barítono, pero no tenor o contratenor.

El requisito imprescindible de cualquier técnica vocal de este género es, por supuesto… cantar sin desafinar lo más mínimo. De lo contrario, sigue tu camino y vuelve más tarde, ¡después de unas cuantas clases de canto!

El tenor se caracteriza sobre todo por una profunda relajación, un apoyo dinámico de la respiración y una respiración abdominal. Estos son los tres elementos que tu voz debe trabajar para lograr tus objetivos. Con ellos, podrás desbloquear en el fondo del paladar una especie de «silbido» y descubrir nuevas sensaciones.

Aunque puede parecer incongruente, recurrir a un logopeda puede ser muy oportuno en algunos casos, pero un buen profesor particular de canto es lo mejor para encontrar tu voz según tus aspiraciones y posibilidades.

Por supuesto, es imprescindible saber solfeo para leer correctamente las partituras. Asimismo, ser pianista, guitarrista o tocar un instrumento (como el saxofón, el bajo, el clavicordio, el clarinete, el violonchelo o el oboe) es un plus para saber coger el tono y cantar sin desafinar.

Si eres originario de Valencia y deseas más información, no dudes en ponerte en contacto con nuestros profesores a través de la plataforma para encontrar clases de canto Valencia.

Los tenores más famosos de la historia de la música

El punto culminante de los tenores en la historia del canto comenzó a principios del siglo XIX.

Uno de los nombres más importantes es el tenor parisino Gilbert-Louis Duprez, que contribuyó a hacer del tenor una voz de pecho. Ganó renombre en El Barbero de Sevilla en París, además de con Otelo y Guillermo Tell en Italia.

Grandes tenores El mexicano Javier Camarena es otro tenor reconocido.

Más recientemente, algunos tenores han dominado el mundo de la música, como Luciano Pavarotti, que tenía la ventaja de ser tanto lírico como lírico ligero.

Roberto Alagna parece ser su «hijo musical» de hoy en día jugando en la misma mesa: ha interpretado grandes papeles en Rigoletto o en Der Freischütz, pero también tiene la capacidad de reinterpretar canciones populares y tradicionales brillantemente.

Plácido Domingo es otro de los grandes tenores, de tesitura más grave, con papeles como el de Don José (en Carmen de Georges Bizet), Calaf (en Turandot de Giacomo Puccini) y Manrico (en Il Trovatore).

Las diferentes categorías de tenores

Aunque el tenor es una tesitura en sí misma entre otras (barítono, bajo…), en realidad es una gran familia, que admite algunas variaciones.

Ser tenor El director de orquesta se encarga del ritmo de las composiciones.

Por convención, los musicólogos distinguen comúnmente cinco grandes grupos de tenores, del más agudo al más grave:

  • El tenore di graziabastante raro, con un rango do2-ré4 (incluso fa4, de manera excepcional, como en el solo de Credeasi misera de Bellini en sus Puritanos);
  • El tenor lírico ligero, con un espesor mayor;
  • El tenor lírico, similar a la anterior pero con más amplitud (de doa do4); estas dos últimas categorías son las más versátiles y propicias para tener éxito en las grandes óperas del siglo XIX;
  • El lírico spinto, con una tesitura más corta;
  • El tenor dramático de tesitura do2-do4 incluso si1-la3 para los mejores, muy potente, y puede pasar los 120 dB.

Aunque la pertenencia a cada una de estas categorías depende en gran medida de la naturaleza y puede variar con la edad (la voz se va haciendo más grave con la edad), hacer ejercicios y esforzarse continuamente también puede tener su influencia.

En concreto, te darás cuenta de que la simple potencia de la voz, en gran parte innata, te dirige hacia una categoría en particular.

Si vives en Granada y deseas más información sobre las clases de canto, no dudes en buscar clases de canto Granada sobre Superprof.es

Ejercicios musicales para trabajar la voz de tenor

El tenor comparte con cualquier cantante de ópera las técnicas vocales básicas. Para dominarlas, es conveniente tener un buen coach vocal.

Sin un buen profesor de canto, el vibrato enseguida te desmoralizará. Tomar clases resulta vocalmente necesario antes de lanzarse al virtuosismo de los sonidos. El coaching vocal, muy físico, te ayudará a perfeccionar hasta la técnica de canto más difícil.

Lo primero que hay que trabajar es la postura del cuerpo: no dejes caer el esternón durante las vocalizaciones, por ejemplo. Tal defecto se puede recuperar (después del calentamiento de la voz) por los ejercicios de diafragma y respiración.

Del mismo modo, el tenor tiene que luchar contra su tendencia natural a levantar la laringe y a respirar con la parte superior del pulmón.

Para obtener una verdadera voz de pecho, es necesario realizar una respiración abdominal. Aprender a respirar bien con el pecho es otro de los objetivos principales de más de un taller de canto.

Un buen tono de voz sobre todo necesita serenidad (incluyendo la lucha contra el miedo escénico, la facilidad de hablar en público, ganar confianza en uno mismo y trabajar la improvisación). Las buenas clases de canto, por tanto, no deben centrarse exclusivamente en las cuerdas vocales: deben luchar contra la pérdida de la voz por una relajación armónica.

La peculiaridad del tenor es el trabajo específico de los agudos. Poco a poco, van a desarrollarse con el tiempo y con algunos ejercicios. Lo importante es no saltarse los pasos: no hagas ningún agudo hasta que no controles adecuadamente los medios. Una nota en falsete debe pasar entonces a voz de pecho. ¡La paciencia y la perseverancia harán el resto!

Los ejercicios diarios son obligatorios para no estancarse y para progresar fisiológicamente bajo la dirección de un maestro.

¿Te animas a dominar el vibrato?

Compartir

Nuestros lectores adoran este artículo
¿El artículo tiene toda la información que buscabas?

Aucune information ? Sérieusement ?Ok, nous tacherons de faire mieux pour le prochainLa moyenne, ouf ! Pas mieux ?Merci. Posez vos questions dans les commentaires.Un plaisir de vous aider ! :) (moyenne de 5.00 sur 5 pour 1 votes)
Loading...

Leave a Reply

avatar