Clases particulares Idiomas Música Apoyo escolar Deporte Arte y ocio
Compartir

Buscar clases particulares para niños

Publicado por Monica, el 24/12/2018 Blog > Apoyo escolar > Regularización a domicilio

La mayoría de los padres, pensando que hacen lo correcto,  ayuda a sus hijos a hacer la tarea, a repasar sus lecciones y a prepararse para los exámenes. Si bien el apoyo de los padres es esencial para la educación de los niños, ¡no hay que exagerar!

Estar todo el tiempo encima de tus hijos puede convertirse en una carga para ellos. La ayuda de los padres, que a veces puede resultar estresante y poco eficaz, no debe reemplazar el trabajo individual del alumno, que debe aprender a desarrollar su autonomía.

Muchos padres ya no confían en los profesores de las escuelas. Como las clases en los colegios cada vez están más abarrotadas, los profesores no pueden proporcionarle a tu hijo el seguimiento que se merece. ¿El riesgo? Que los alumnos bajen su promedio e, incluso, un posible fracaso escolar que puede conducir a su exclusión social.

Descubre cómo ayudar a tus hijos a mejorar su rendimiento académico con clases particulares.

¿Hasta qué momento es sano ayudar a los hijos con la tarea?

Es normal que quieras apoyar a tu hijo en su aprendizaje, ya sea alumno de primaria, secundaria o, incluso, de bachillerato.

Todo comienza, por lo general, en la primaria: entrar en un colegio “para niños grandes” puede estresar a tu hijo, sobre todo porque las tareas se vuelven más complejas. Por lo tanto, es importante hacerle sentir que no está solo.

Este periodo es crucial para su desempeño académico en el futuro. En esta etapa escolar, el objetivo principal es hacer que el estudio sea divertido e interesante para ellos. Para lograrlo, ¡nada mejor que el apoyo de sus padres! Así que si tienes tiempo, no dudes en ayudar a tu hijo con la tarea durante los primeros años de primaria.

clases de apoyo escolar Los niños pequeños requieren el apoyo y la atención de sus padres para lograr buenos resultados escolares.

Al finalizar la primaria, tu hijo debe comenzar a hacer sus tareas solo, ya que después de haberlo ayudado varios años, ahora estará listo para realizar correctamente los ejercicios por su cuenta.

Aquí tienes algunas reglas para tomar en cuenta para un apoyo efectivo:

  • Descubre el entorno en el que tu hijo se siente mejor (al atardecer, con música, al aire libre…).
  • Haz que haya comunicación para que comprenda mejor los enunciados por sí mismo.
  • Comparte tus propias experiencias para eliminar el estrés.
  • Adopta una actitud positiva y nunca culpes al sistema educativo delante de él.
  • Y nunca, pero nunca, ¡le hagas tú la tarea!

Cuando entre a la secundaria, le llevará algunas semanas adaptarse, por lo que un poco de apoyo le vendrá bien, ¡pero no demasiado!

Después de ese periodo de adaptación ¡tiene que seguir solo! Evidentemente, es importante que estés disponible para él y que contestes sus preguntas. Sin embargo, para ese momento debería ya haber adquirido suficiente autonomía como para hacer las tareas por cuenta propia.

Si sientes que no has estado muy presente durante los años de primaria, no dudes en ayudarlo un par de años más, pero hay que hacerle entender que es imprescindible que aprenda a trabajar sin ayuda externa: ¡no siempre vas a estar ahí!

Lee porqué las clases particulares son una gran alternativa para enfrentar las vicisitudes de la educación.

El apoyo de los padres puede ser contraproducente para sus hijos

Está bien que los padres ayuden a sus hijos, pero ¿esa ayuda realmente es eficaz?

Muchos expertos en educación sostienen que los padres, por lo general, no son capaces de entender las expectativas del sistema educativo. ¿Por qué? Porque los programas cambian y las generaciones no son las mismas. De hecho, muchos padres se sienten incapaces de ayudar a sus hijos en todas las asignaturas.

Al contrario de lo que los padres piensan, ayudar a los niños es más perjudicial que beneficioso. Este hecho alarmante ha sido descubierto por dos sociólogos estadounidenses que explican en su libro, The Broken Compass, que la ayuda de los padres hace bajar las calificaciones de los alumnos, independientemente de la condición social o de los estudios de los padres.

padre estresado por apoyo escolar ¡No sientas culpa! Lo mejor para tu hijo es aceptar que no siempre tu ayuda es lo ideal.

Lo mismo afirma el Informe del Programa Internacional para la Evaluación de Estudiantes (PISA por sus siglas en inglés) de 2012: los niños ayudados por sus padres obtienen calificaciones más bajas en comprensión escrita e interpretación de enunciados.

Estar todo el tiempo encima de tus hijos puede ser estresante para ellos. Por miedo a decepcionar a sus padres, los niños se vuelven ansiosos e intentan seguir a toda costa sus consejos, sean útiles o no.

Para no estresar a tu hijo con tu constante presencia puedes:

  • Dejar que estudie con un compañero de clase.
  • Instalar aplicaciones o programas educativos en la computadora.
  • Buscar a un profesor particular de apoyo escolar.
  • Inscribir a tu hijo en un curso de verano para reforzar sus conocimientos.
  • Ayudarlo a estudiar mediante cursos o ejercicios en línea, etc.

Para no trabajar bajo presión, ¡nada mejor que un poco de independencia!

Revisa también cómo las clases particulares pueden evitar la deserción escolar.

¿Qué hacer si el profesor del colegio de tu hijo no te da confianza?

Contrariamente a lo que pueden pensar, los padres rara vez tienen las herramientas necesarias para proporcionar un apoyo educativo efectivo a sus hijos porque no saben poner en práctica una buena metodología.

¿Por qué? Porque tienden a sobreestimarse a sí mismos. Por otra parte, tienden a intervenir demasiado y, en ocasiones, cuestionan el programa oficial de la SEP. Esto trae como consecuencia que los niños no sepan si hacerles caso a sus profesores o a sus padres.

Para hacer las cosas “a su manera”, los padres buscan tener más diálogo con los profesores. Sin embargo, los profesores se sienten incómodos e insatisfechos por el rechazo de los padres de familia. Y no es para menos, pues saben que a fin de cuentas un padre que se inmiscuye demasiado es perjudicial para la educación del alumno.

Si el sistema educativo mexicano no te da confianza o tu hijo saca malas calificaciones, la solución es el apoyo escolar. Un profesor particular que sea puntual y serio y tenga buenas habilidades para la enseñanza podrá ayudar a tu hijo a mejorar y alcanzar el éxito académico.

clases de apoyo escolar a domicilio Busca un profesor particular para que ayude a tu hijo con las tareas.

Podrás encontrar profesores de todas las materias:

  • Clases de español
  • Clases de filosofía
  • Clases de historia
  • Clases de matemáticas
  • Clases de física y química
  • Clases de biología
  • Clases de inglés
  • Clases de francés
  • Clases de geografía, etc.

El profesor a domicilio estará disponible para responder todas las preguntas de sus alumnos y para brindarles el asesoramiento y el apoyo académico que necesitan.

Checa de qué forma las clases particulares te pueden ayudar a aprobar tus exámenes.

Beneficios de las clases particulares

Durante las clases de apoyo escolar a domicilio, el profesor particular no solo ayudará al alumno con su tarea, sino que además le transmitirá sus conocimientos.

En la actualidad, cada vez son más las personas que buscan clases particulares, ya que este tipo de enseñanza es mucho más personalizado que el de los centros educativos.

Gracias al seguimiento constante y al aprendizaje intensivo, los alumnos pueden avanzar rápidamente y sacar mejores calificaciones, además de que se vuelven más independientes.

Los profesores particulares utilizan al menos una de las siguientes técnicas educativas:

  • Clases en línea con la webcam.
  • Ejercicios online.
  • Aplicaciones educativas.
  • Metodología adaptada al nivel del alumno.
  • Técnicas de estudio de vanguardia.
  • Clases para ponerse al día y superar las dificultades de aprendizaje.
  • Clases a domicilio que respeten el sistema educativo.
  • Preparación de exámenes.
  • Establecimiento de un calendario adaptado al ritmo de aprendizaje del alumno, etc.

El profesor también desempeña el papel de asesor académico que guiará a tu hijo hacia la formación adecuada.

Clases particulares de precio justo Las clases de apoyo escolar son eficientes y accesibles a todos los bolsillos.

Como padre, tu función será la de vigilar, desde lejos, el progreso de tu hijo sin presionarlo. Para practicar un idioma o profundizar en sus conocimientos en matemáticas, el alumno ya no estará solo y disfrutará de una clase preparada especialmente para él por un profesor competente.

Así que, ya sabes: para evitar estresar a tu hijo con sus estudios, nada mejor que las clases particulares.

Las clases a domicilio aumentan la motivación del alumno. Las tareas ya no serán una carga, sino una oportunidad para superarse.

Para ayudar a tu hijo y no agobiarlo por estar siempre presente, ¡confía en uno de los profesores de Superprof!

Compartir

A los lectores les gusta este artículo
¿El artículo tiene toda la información que buscabas?

Aucune information ? Sérieusement ?Ok, nous tacherons de faire mieux pour le prochainLa moyenne, ouf ! Pas mieux ?Merci. Posez vos questions dans les commentaires.Un plaisir de vous aider ! :) (Aucun vote pour le moment)
Loading...

Leave a Reply

avatar