Clases particulares Idiomas Música Apoyo escolar Deporte Arte y ocio
Compartir

Flamenco, pasodoble… y olé: Nuestra guía de los principales bailes españoles

Publicado por Valeria Superprof, el 22/08/2018 Blog > Arte y ocio > Baile > Qué Bailes Españoles Puedes Aprender

«La novedad es la sensibilidad del artista». – Azorín

Ya sabemos que España es uno de los destinos preferidos por turistas de todo el mundo. El sol, la gastronomía, la fiesta, el buen humor, las tapas y la cultura flamenca son algunos de los principales atractivos que llevan cada año a más personas a escoger nuestro país para pasar unos días.

La Península Ibérica fue el segundo país más visitado del mundo en 2017, con 82 millones de turistas, después de Francia.

Por lo tanto, podemos iniciarnos en la cultura española, sin tener que salir de las fronteras españolas, para conocer un poco más acerca de esta singular cultura, ya sea a  través de las clases de idiomas o de bailes españoles. Independientemente de que seas principiante o no en el mundo del baile, la clave reside en que escojas bien «el estilo» que más te gustaría aprender.

Vamos a echar un vistazo al panorama del mundo del baile en España para ayudarte a escoger.

¿Cuáles son los distintos estilos de los bailes españoles?

Los bailes españoles son especialmente conocidos por su diversidad y variedad de estilos capaces de complacer a todos los gustos.

En líneas generales, los bailarines españoles explican que no existe un género único de baile, sino más bien un conjunto muy amplio de variantes. Si te animas a aprender, podrás disfrutar de una cultura de expresión artística famosa en el mundo entero.

Bailes por regiones. Cada región española tiene sus bailes tradicionales.

He aquí una lista (no exhaustiva, por supuesto) de los estilos de danza españoles más conocidos:

  • El flamenco.
  • La danza clásica española.
  • El ballet español.
  • Las danzas folclóricas españolas.
  • El pasodoble.
  • El bolero.
  • La sardana.
  • La muiñeira.
  • El fandango.
  • La jota.
  • Las castañuelas.
  • El zapateo.

También puedes aprender otros muchos bailes tradicionales originarios de ciertas regiones de España. Ya hemos hablado de la sardana y la muiñeira, por ejemplo, pero también puedes aprender a bailar la jota aragonesa, las sevillanas o la zambra granadina. ¡Hay bailes distintos por toda nuestra geografía!

Eso sí, recuerda que los bailes latinos no se deben confundir con los españoles.

De hecho, los bailes latinos se originaron en países hispanohablantes latinoamericanos. Este es el caso, por ejemplo, de la salsa cubana, de la cumbia colombiana o del tango argentino. Estudiar los bailes españoles e hispanoamericanos te podrá servir para aprender algo más acerca de la música mediterránea, pero también para entender desde otra perspectiva los bailes latinoamericanos.

Ya que, como debes saber, debido al pasado colonial que une España y el continente latinoamericano, la historia cultural de España está caracterizada por los muchos intercambios y préstamos de las tradiciones de los países de habla hispana.

Para elegir un estilo de baile, cada alumno debe tener en cuenta sus expectativas y gustos. Si un alumno está interesado en la sensualidad, podrá recurrir al flamenco, mientras que otro que desee utilizar su talento como músico optará por la danza de las castañuelas.

En resumen: en lo que respecta a los bailes españoles, tienes ante ti un amplísimo abanico de posibilidades. ¿Por cuál te vas a decantar?

En EE. UU., podrás elegir entre el baile country y el Madison. En España, podrás también tomar clases de jazz moderno o de baile clásico: el rango de posibilidades en danzas españoles es muy amplio.

Los bailes españoles: historia y orígenes

España es un país de arte y cultura que cuenta con una historia apasionante.

No cabe la menor duda de que aprender algún baile español nos puede servir para entender sus orígenes y descubrir de otra manera otra parte de la historia española. Algunos bailes, más tradicionales, se siguen en regiones concretas. Otros, más conocidos, se disfrutan por todo el país y los practican personas de todas las edades.

La Península Ibérica, de hecho, es un crisol de culturas e influencias diferentes que se han ido sucediendo durante milenios, desde el Paleolítico hasta hoy en día, que incluye pueblos como los celtas, los romanos, los normandos, los visigodos, los musulmanes y los árabes o los pueblos de América Latina.

El resultado es un mosaico de influencias y culturas que, a veces, se oponen y que, con el tiempo, se han ido entrelazando y hoy en día constituyen las piezas centrales de la cultura española. Es decir, la historia de la danza en España se remonta a muchos siglos atrás.

Clases de baile español desde pequeños Los bailes españoles se practican desde pequeños y son ideales para cogerle el gusto a este arte tan particular. Créditos: mdanys en VisualHunt / CC BY

Sin duda, embarcarse en el aprendizaje de un baile español consiste en aprender los orígenes de ese tipo de danza y, por lo tanto, la historia española.

Algunos bailes, más tradicionales, han sido y siguen siendo hoy en día practicados por clases sociales muy diferentes. Otros, sin embargo, más populares, están dirigidos a todas las edades y a todos los niveles.

De hecho, las prácticas culturales también reflejan la distribución variable del estatus social: un hijo de obreros o agricultores está dotado de un capital simbólico (capital económico, social y cultural de un individuo) más bajo que el de un hijo de altos directivos y profesiones intelectuales; el resultado es una práctica diferente a la danza según el estado social.

De este modo, las clases ricas tienen una mayor propensión a bailar que las clases más desfavorecidas: asistir a clases de baile es caro para cualquier hogar cuyos ingresos sean apenas suficientes para satisfacer sus necesidades básicas.

El baile es una actividad que se sitúa entre el rendimiento corporal como deporte y la expresión artística (no solo gestos y movimientos).

Paradójicamente, las clases de baile en el hogar se reservan exclusivamente a los hogares más adinerados (recuerda que pagar unos 30 euros por hora para aprender un baile español es un lujo cuando se trabaja a tiempo parcial, no llegando ni siquiera al salario mínimo), la mayoría de bailes españoles surgieron bajo el impulso de las clases populares.

El flamenco, el fandango, el bolero y demás provienen de entornos anteriormente marginados, incluso estigmatizados por el cuerpo social, señalados con el dedo por la nobleza feudal.

El baile es un medio de expresión y comunicación desde el origen de la Humanidad. En España, los primeros bailes aparecieron para conmemorar los combates de gladiadores o para honrar a las deidades.

A lo largo de la Edad Media, las danzas rituales se fueron extendiendo por toda España, quedando posteriormente obsoletas bajo el efecto de danzas mucho más alegres y menos codificadas, es decir, más libres.

El Renacimiento (y la Reconquista en España) contribuyeron a difundir los bailes tradicionales, populares y folclóricos por toda Europa: el desarrollo de los intercambios comerciales y socioculturales hizo evolucionar los antiguos bailes hacia la aparición de nuevos bailes, heredados de otros pueblos y regiones.

En el siglo XV, la mayoría de las regiones españolas empezaron a crear sus propios estilos de baile: en esta época, tan solo en Cataluña, había más de 200 estilos distintos de baile.

En el siglo XVIII, bajo el reinado de los Borbones, la cultura española empezó a propagarse por todo el mundo y los bailarines latinos pudieron por fin dar a conocer sus talentos artísticos. Más tarde, los gitanos desarrollaron el estilo de baile español más conocido en el mundo entero: el flamenco.

¿Quieres aprender a bailar? ¿A qué esperas para aprender a bailar?

El baile español vivió un freno en su evolución debido a la llegada de Franco, que prohibió toda forma de expresión cultural regional (música, danza, idioma…). Por suerte, esa etapa se ha quedado atrás y hoy en día podemos volver a disfrutar de esta riquísima variedad de bailes que tenemos en nuestro país.

Las danzas españolas y latinas se hicieron especialmente famosas en el siglo XXI, sobre todo gracias a la aparición del pop latino. Antes de lanzarte a la aventura, te recomendamos que le eches un ojo a los orígenes y a las evoluciones de determinados estilos de baile para impregnarte de su espíritu y ganar cierta inspiración.

La danza africana te llevará a descubrir una cultura igualmente rica.

¿Por qué aprender un baile español?

Aprender baile folclórico, bailes latinos, sevillanas o ballet clásico tiene múltiples beneficios y una excelente repercusión en el cuerpo humano.

Razones para dar clases de baile. Antes, solía estar rígido como un clavo. Gracias a las lecciones de baile, ¡mira todo lo que puedo hacer!

Bailar contribuye a mejorar el flujo de sangre hacia las venas y aumenta la capacidad de respiración en un 10 %.

Practicar el baile permite también unas mejores habilidades motoras y promueve la concentración (porque el cerebro, al respirar, se irriga de una manera mucho más efectiva). A nivel psicológico, el baile también contribuye a recuperar la confianza en uno mismo y actúa como un poderoso anti-estrés.

Además, se libera la creatividad del bailarín y permite «soltarse» para perfeccionar los movimientos, lo que da paso a la improvisación, incluso aunque se trate de una coreografía.

Además, cada baile posee una dimensión emocional, como el tango argentino, por ejemplo, donde se expresa y se exaltan los sentimientos: nostalgia por un tiempo pasado, el deseo carnal de un ser querido, el amor imposible, etc. Los movimientos del cuerpo traducen lo indecible, lo que no se puede describir con palabras.

Ponerte en contacto con la gente gracias al baile contribuye a eliminar el miedo al otro y así a superar los posibles complejos que uno puede tener con su propio cuerpo. Asimismo, el baile ayuda a quererse más, a vivir con el cuerpo que uno tiene y a no considerarlo una limitación diaria.

La última ventaja de practicar un baile español es que los movimientos físicos y la técnica que se requieren, también te permitirán desarrollar los músculos y perder peso, al menos quemar calorías y perder peso; todo un punto a favor para aquellas personas que lleven una vida sedentaria o tengan sobrepeso.

Finalmente, practicar un baile español es una de las mejores formas de luchar contra la timidez, sobre todo, si te tienes que enfrentar a la demostración escénica.

Elegir un baile español según el tipo de enseñanza

Escuelas y asociaciones de baile

Si quieres aprender a bailar, lo mejor es que aprendas con un auténtico profesional.

Escuelas de baile español. Granada: una de las ciudades cuna del flamenco.

En una escuela de danza puedes participar en cursos especializados en distintos estilos y aprender con auténticos expertos de baile.

Estos centros de formación están pensados tanto para adultos como para niños, y para todos los niveles: ¡ideal para aprender en familia! Aunque se aconseja tener un nivel principiante básico para seguir las clases, las asociaciones y centros formativos también tienen cursos pensados para quienes quieren empezar de cero.

Estos son algunos de los centros más conocidos:

  • International Dance School – Escuela Internacional de Danza en Alicante.
  • Escuela de Flamenco y Danza Española de Isabel Quintero en Madrid.
  • Escuela de Danza Yolanda Urios en Almería.
  • Escuela de Danza de Elena Vozmediano en Granada.
  • Centro Andaluz de Danza en Sevilla.
  • Escuela de danza española en Madrid con Estudio de Danza María Mata.
  • Escuela de Danza África Guzmán.
  • SpazioDanza Academia Escuela de Danza en Madrid.
  • Escuea de Ballet Igor Yebra en Bilbao.

Por supuesto, las principales escuelas y asociaciones españolas están en las grandes ciudades; pero eso no quiere decir que no puedas aprender a bailar si vives en un sitio más pequeño. Hay otros muchos centros en los que puedes aprender ¡y también puedes recibir clases particulares!

El profesor es muy importante, ya sea para clases de flamenco o en clases de danza oriental.

Las clases particulares de baile español

Tener un profesor particular de flamenco te puede venir de maravilla para aprender este estilo de baile.

Disfruta de la música española. Las clases de baile te pueden servir para disfrutar de la música.

Para encontrar un coreógrafo que domina el flamenco, los estudiantes suelen optar por el boca a boca o recurren a los anuncios que los profesores colocan en los tableros de las escuelas de baile.

Sin embargo, también puedes encontrar un profesor perfecto para ti gracias a los anuncios en línea. En Internet, puedes acceder a una grandísima oferta de profesores con perfiles muy diversos e incluso recibir una primera clase de manera totalmente gratuita para entender los distintos estilos de baile antes de decantarte por uno. Además, si resulta que tu profe perfecto vive en la otra punta de España, ¡también puedes recibir clases por Internet! Solo necesitas un ordenador con webcam y conexión a Internet.

En Superprof, puedes encontrar profesores de flamenco con perfiles muy variados y tarifas de lo más diversas.

El precio, el estilo de baile, el nivel del profesor… Son muchos los factores que debemos tener en cuenta a la hora de buscar un profesor en Superprof.

Elige el tipo de baile español en función de tus gustos musicales

Música flamenca

El flamenco, la base del baile gitano, tiene sus orígenes en una música particular. Con una guitarra, un músico flamenco toca con un tempo rápido que coincide con los pasos de baile de la bailarina.

¿Al ritmo de qué canción te gustaría empezar a bailar?

  • « Entre dos aguas » (rumba) de Paco de Lucía,
  • «Para ayudarme a llorar» de Antonio Mairena,
  • «Juncales» de Niño Ricardo,
  • «Tanguillo» de El Niño de Almadén,
  • «Qué lástima de gitana» de Beni de Cádiz,
  • «Tiene mi niña un balcón» de Manolos Vargas,
  • «Sin cédula ni licencia» de Pericón De Cádiz,
  • «Tientos» de Aurelio Sellés de Cádiz,
  • «No hables mal de nadie» de Tío Gregorio el Borrico,
  • «Alegría» de Ramón Montoya,
  • «En un verde prado» de Rafael Romero,
  • «Me valgo de mi saber» de La Perla de Cádiz.

¿Y por qué no te apuntas también a algún curso de guitarra flamenca para vivir más de cerca esta música? Así, podrás mejorar tu musicalidad, tocar sevillanas o practicar libremente un baile festivo.

¿Por qué no tomas clases de español de manera simultánea? Aprender español te permitirá, además de la música española, cantar en todos los tipos de baile.

La música del pasodoble

La música del pasodoble tiene un ritmo muy enérgico y se solía tocar durante los espectáculos de baile de las corridas. Por lo general, los profesores de baile utilizan grabaciones de fragmentos conocidos, pero también puede ocurrir, en las competiciones de baile, por ejemplo, que bailen al son de orquestas que tocan en directo.

Estas son algunas de las canciones más míticas del pasodoble:

  • «Marcha a la manolería» de F. A. Barbieri,
  • «Currito de la Macarena» de Fernández,
  • «Olé, torero» de Luis Mariano,
  • «Montevideo» de Rina Ketty,
  • «Muchacha» de Rose Avril,
  • «Un pasodoble, por favor» de Mika Wolkan,
  • «Brisas del Moncayo» de Abel Moreno,
  • «En er mundo» de Juan Quintero Muñoz,
  • «Maestranza Sevillana» de Pedro Morales Muñoz.

No dudes en hacer una pequeña investigación sobre los distintos tipos de música para cada estilo de baile. De hecho, elegir la música es un paso clave para disfrutar de las clases de baile: una buena canción motivará a los alumnos y les ayudará a avanzar más rápidamente.

Disfruta del baile a cualquier edad. Nunca es demasiado tarde para aprender a bailar.

¿Eres más bien fan de la música celta? Opta por las danzas irlandesas.

El material necesario para bailar

Para poder convertirnos en un bailarín o bailarina de flamenco, de fandango o del estilo de baile que sea, Este es el último criterio que debemos tener en cuenta antes de tomar una decisión: el material que nos va a pedir el profesor.

Material para bailes españoles. Las bailarinas de flamenco, por lo general, se suelen recoger el pelo en una coleta.

Los bailes españoles suelen girar alrededor de la belleza de los gestos y la estética de los bailarines; al contrario de lo que ocurre con el baile deportivo, necesitarás un material específico y, dependiendo cuál, puede que te resulte caro.

En lo que respecta al flamenco, las mujeres pueden escoger entre llevar una falda amplia, con adornos en la parte baja y un top fino (a menudo de encaje) o directamente un traje completo. Los colores suelen ser rojos y negros y los zapatos de tacón negros.

Las mujeres también pueden llevar accesorios como flores, chales o abanicos.

Para el pasodoble, la ropa es bastante similar. Los hombres, por su parte, deben llevar un conjunto negro cómodo y unos zapatos de suela dura.

Muchas escuelas de baile prestan a sus alumnos el material necesario, pero lo mejor es que te hagas con el tuyo propio si quieres seguir practicando en ratitos libres.

Al igual que sucede con la danza Bollywood, ciertos accesorios forman parte de este arte.

¿A qué esperas para lanzarte a bailar? Así que a buscar tu traje rojo y tus tacones negros. ¡Despierta tu sensualidad con la danza española!

¿Aprender baile y español en España?

La lengua española es, tan solo en cuestiones de pronunciación y léxico, un modismo que canta y respira al sol. Si le agregamos algunos pasos de baile a la música española, podremos estudiar la cultura española en su conjunto.

Español y baile. Mérida (Extremadura): descubre el pasado romano mientras aprendes a bailar; 22 siglos de cultura e historia.

¿Te fascina España, su idioma y los bailes tradicionales? ¿Por qué no realizas un viaje de estudios a alguna ciudad española como Sevilla, Badajoz, A Coruña, Salamanca o Valencia?

Desde el Sur de España (Andalucía) hasta Aragón o Galicia, encontrarás una gran variedad de centros de formación y escuelas en las que podrás aprender tanto la lengua española como la danza ibérica.

Aquí te dejamos nuestra selección:

Estudio Hispánico

Dos son las ciudades españolas que albergan esta escuela de danza y lengua en España: Marbella y Granada, ambas en Andalucía.

Se trata de la oportunidad perfecta para curtirse bajo el sol andaluz mientras aprendemos flamenco: 20 clases de español por semana asociadas a entre 6 y 8 clases de flamenco español por semana.

Si sueñas con llegar a ser bilingüe y saber bailar al compás y al ritmo andaluz, aprovecha la oportunidad de convertirte en un guitarrista de flamenco y ya no te faltará ningún detalle.

Enforex

Con Enforex, podrás tomar clases de español y de baile en cinco ciudades españolas: Sevilla, Marbella, Málaga, Granada y Madrid.

Las escuelas se encuentran principalmente en Andalucía y ofrecen clases de salsa y/o flamenco, además de clases de español.

La oferta de capacitación ofrece hasta 8 cases de baile por semana, por la tarde o por la noche, para todos los niveles y con una duración de 55 minutos.

AIL Madrid

En este centro encontrarás un organizador de viajes lingüísticos de los que no solemos hablar y, sin embargo, concentra ambas opciones:  clases de español y clases de baile en español.

Los bailes españoles y latinos que se enseñan son salsa, tango, flamenco y sevillanas, con una oferta de formación intensiva distribuida de la siguiente forma:

  • 20 clases por semana correspondientes a los niveles del Marco Común Europeo de Referencia para las Lenguas (MCER) desde el nivel A1 hasta el C2;
  • 5 lecciones por semana de bailes españoles y latinos: flameco, salsa, sevillanas, tango, pero también bachata, samba, rumba, chachachá y merengue.

Todos estos cursos de todos los niveles se adaptan tanto a adultos como a los más pequeños.

¿Cómo escoger tu profesor de baile español?

¿No quieres aprender a bailar en una sala de baile con otras personas, con un horario fijo? Te entendemos…

¿Clases de español con profesor? Una de flamenco es obligatoria al día si quieres aprender este baile español.

Esta alternativa, como es lógico, incluye las clases de baile privadas a domicilio. Allí recibiremos al profesor o también cabe la posibilidad de tener que ir a su casa para aprender.

En Superprof encontrarás 1.380 profesores que te darán clases de baile español.

Con respecto a las clases de lengua o de música, se deben utilizar varios criterios para escoger a un profesor u otro:

  • La tarifa por hora: en torno a los 20 euros;
  • el lugar de impartir las clases;
  • la especialidad del maestro de baile: flamenco, tango, salsa, bachata, etc.;
  • el público al que están dirigidas las clases: niños,  adolescentes, adultos;
  • el tipo de música;
  • el contenido de las clases: perfeccionar los movimientos o introducirse en el baile; aprender técnica, aprender el ritmo, etc.

¿Ya estás listo/a? Pues entonces ponte tu traje de baile y tus zapatos y ¡a bailar!

Compartir

A los lectores les gusta este artículo
¿El artículo tiene toda la información que buscabas?

Aucune information ? Sérieusement ?Ok, nous tacherons de faire mieux pour le prochainLa moyenne, ouf ! Pas mieux ?Merci. Posez vos questions dans les commentaires.Un plaisir de vous aider ! :) (moyenne de 5.00 sur 5 pour 1 votes)
Loading...

Leave a Reply

avatar