Clases particulares Idiomas Música Apoyo escolar Deporte Arte y ocio
Compartir

¿Se pueden tomar clases de batería?

Publicado por Yann, el 04/09/2018 Blog > Música > Batería > Cómo Aprender a Tocar la Batería en una Escuela de Música

«La música da alma a nuestros corazones y alas al pensamiento» – Platón

La música amansa las fieras. En cualquier caso, eso es lo que se suele decir cuando hablamos de esta disciplina. Sin embargo, aunque amansa las fieras, es importante saber cómo practicarla, para sacarle el mayor provecho.

La batería es ese tipo de instrumentos en los que no se ve el potencial directamente, ya que suele desempeñar la función de acompañamiento, estando en la categoría de percusión, que solo sirve para dar ritmo, o incluso hacer ruido para algunos.

Si quieres aprender a tocar la batería, es posible que te estés preguntando si apuntarte a una escuela de música es una buena idea, para profundizar en el aprendizaje de este bonito instrumento.

¿Qué es una escuela de batería?

Aprender batería en una escuela de música Tocar la batería es una muy buena forma de aprender a practicar música, especialmente en una escuela.

En realidad, no es ni más ni menos que una escuela de música, cuyo instrumento principal es… ¡la batería, evidentemente! Lejos de la armónica, las lecciones de piano, las clases de guitarra, el trombón o el bajo, la batería (que también llamaremos percusión) es un instrumento un poco particular.

Por ejemplo, el solfeo que se estudia en este caso será el solfeo rítmico, que permite leer partituras sin dificultad, para tocar lo mejor posible y perfeccionarse en este instrumento musical, ayudado por un interesante despertar musical, cuando se es principiante.

Una escuela de batería es, por lo tanto, un instituto que proporciona formaciones, según un estilo particular de música, del violín a la flauta, pasando por el clarinete o la trompeta. Desde las tablaturas hasta las partituras de batería, solo hay un paso, ayudado por un profesor titulado.

Hay que diferenciar bien la escuela de música del conservatorio, que tiene la reputación de dar clases más teóricas, pero probablemente de más calidad. Las escuelas, por su parte, a veces asociativas, a veces privadas, tienen esa imagen de ser más accesibles, sin descuidar la calidad de las clases de música.

Los alumnos, en lugar de apañárselas aprendiendo de forma autodidacta, estarán acompañados, dentro de una formación que habrán elegido (ocio, principiante, avanzado, etc.) por un determinado precio. A veces, la inscripción se puede hacer incluso durante todo el año, por lo que podrás tomar clases particulares cuando quieras y ¡no tendrás que esperar!

Las escuelas de música existen desde hace muchos siglos; ¡el concepto ya existía en la Edad Media! Por lo tanto, es una forma de enseñanza que ha demostrado su eficacia a lo largo del tiempo y que contribuye en gran medida a musicalidad del alumno, ya sea con la batería, el ukelele, un coro, tocar el piano o las clases de flauta.

¿Te interesa saber también cómo aprender a tocar la batería en un conservatorio?

El nivel que hay que tener en una escuela de batería

Nivel escuela de batería Cuando la música y la percusión se encuentran, ¡da la fibra artística de la batería!

Precisamente, el nivel es importante en una escuela de batería, pero no necesariamente por las razones que piensas. De hecho, aunque todo el mundo puede participar en una formación musical, es importante dividir a los alumnos, hacer categorías de niveles, para que puedan avanzar mejor. ¡Porque la batería es un instrumento para todos los niveles!

No hay que tener un nivel particular, pero es esencial saber esto último, para que puedas inscribirte en el nivel que te corresponde. El principio es el mismo para todas las disciplinas, desde las clases de solfeo hasta el piano jazz, pasando por el piano clásico.

Por lo tanto, aunque muchas escuelas tienen este tipo de formación por separado, no todas lo tienen. Así que si quieres tomar clases de batería en una escuela o incluso encontrar un profesor de batería de tu nivel (principiante o avanzado), es importante que te informes bien, para poder tocar lo mejor posible canciones de hard rock, por ejemplo.

Tocar la batería en una escuela es, por tanto, un auténtico placer si es una decisión que está bien coordinada y pensada, y una escuela de batería resulta ser el apoyo sin el cual no se puede progresar, y aprender a tocar la batería como un profesional.

Batería jazz, batería para principiantes, batería acústica… De ti depende ver también qué tipo de música te va mejor. Tu profesor de batería sabrá guiarte bien en lo que te puede ir mejor entre platillos y pedales.

Echa un ojo también a nuestro artículo sobre cómo aprender a tocar la batería por tu cuenta.

El desarrollo de las clases en una escuela de batería

Desarrollo de las clases de batería Aunque las baquetas son un elemento esencial para tocar la batería, esta se compone de muchos otros elementos.

Las escuelas de música, o más bien, las escuelas de batería, a menudo son asociativas, de pago y cuyas matrículas a veces están abiertas todo el año. Por lo tanto, es posible, e incluso fácil, aprender a tocar la batería en diciembre, mayo o verano.

El desarrollo de las clases se realiza según el profesor. De hecho, un profesor apasionado sabrá dar sentido a tu presencia en la clase de la batería, y te dará, quién sabe, ¡ganas de tocar toda tu vida la batería e incluso de ser un baterista profesional! ¡Pero lo primero es divertirte mientras aprendes!

Desde la guitarra eléctrica hasta el saxofón, las clases de formación en una escuela de música a menudo tienen lugar en clases en grupo que deben adaptarse a todos los niveles. De hecho, no todos tenemos la misma sensibilidad musical, sobre todo en cuanto a la batería, que es un instrumento especial.

Las clases, por lo tanto, requieren no solo paciencia y adaptabilidad, sino también comprensión y ayuda mutua entre los alumnos que aprenden el instrumento. Así, no tiene sentido favorecer u optar por un tipo de formación que otro, lo importante es simplemente ser apasionado y querer aprender a tocar.

Ten en cuenta que obviamente hay clases particulares, clases individuales, que favorecen el aprendizaje, sobre todo la velocidad con la que se aprende. Aprendemos lo básico y seguimos en el nivel principiante de batería ¡hasta convertirnos en un profesional de la batería!

¿Quieres saber también cómo encontrar un profesor particular de batería?

Los detalles que hay que saber de una escuela de batería

Info sobre la escuela de batería Para dar un concierto o simplemente para divertirte, ¡aprender la batería siempre es una buena idea!

Entrar en una escuela de batería no es como entrar en un conservatorio. Hay muchas formas diferentes de llevar a cabo una formación, una musicología y diferentes estilos de enseñanza para el profesor de música. Por lo tanto, a diferencia de las clases de música en línea, hay que conocer algunos detalles.

Aunque ya hemos mencionado elementos como la inscripción o el tipo de formación, el precio parece ser el detalle más importante cuando se habla de aprender a tocar la batería o cualquier otro instrumento musical.

Al hablar de una formación real, y no de un cursillo de batería, se puede contar con una media de 100 € al mes. Algunas escuelas ofrecen tarifas más atractivas, otras un poco más caras, pero la media podría situarse en ese precio.

Porque sí, aprender a tocar la batería a menudo implica, por no decir todo el tiempo, un cierto gasto, para pagar a los profesores particulares, el equipo que se te pone a disposición o incluso el local donde se dan las clases. Porque no olvidemos que no se trata de aprender a tocar la batería en línea, sino de forma presencial.

Precisamente, el local es un detalle que no debe pasarse por alto, cuando decides ir una, dos o incluso varias veces a la semana a una escuela de música, dependiendo del curso que hayas elegido. De hecho, según la ciudad en la que vivas, habrá varias escuelas, e ir allí implica hacer un trayecto, que deberás recorrer para aprender a tocar la batería. Así, si la escuela de música está a 3 kilómetros de distancia, seguro que no te apetecerá ir allí un día lluvioso. Por otro lado, si el local está en cerca de tu casa, ¡no habrá problema para que vayas a tus clases de percusión!

Un último detalle: al apuntarte a la escuela de batería, o cualquier otra disciplina, es muy importante la pasión del profesor. De hecho, es un poco una lotería porque ningún alumno está seguro de que el profesor sea el adecuado para él. Rara vez ocurre, pero es importante, ya sea que queramos aprender a tocar el violonchelo, la flauta travesera o el bombo.

Un profesor de música debe ser muy completo, y este detalle no debe descuidarse. Incluso aunque no puedas saberlo todo antes de inscribirte en la escuela, intenta informarte al máximo sobre tu profesor, para no decepcionarte con tus clases de batería.

En resumen, la batería es una disciplina muy bonita que se puede aprender sin problema en una escuela de música, ¡hasta convertirte en un auténtico maestro de la percusión!

 

 

Compartir

A los lectores les gusta este artículo
¿El artículo tiene toda la información que buscabas?

Aucune information ? Sérieusement ?Ok, nous tacherons de faire mieux pour le prochainLa moyenne, ouf ! Pas mieux ?Merci. Posez vos questions dans les commentaires.Un plaisir de vous aider ! :) (Aucun vote pour le moment)
Loading...

Leave a Reply

avatar